17 de noviembre, día mundial contra el cáncer de pulmón.

Fumar es la principal causa de, cáncer del pulmón

El cáncer femenino de pulmón crece a un ritmo del 6% anual.

El cáncer de pulmón, del que cada año se diagnostican 25.000 nuevos casos en el mundo tiene una incidencia cada vez mayor en mujeres, que suponen 3.000 de estos nuevos casos anuales.

Más del 87% de los casos están relacionados con los agentes quí­micos del humo del cigarrillo, muchos de los cuales son carcerígenos comprobados. Otras causas del cáncer en los pulmones incluyen la herencia genética y la inhalación de sustancias toxicas como amianto, cromo, níquel y asbestos.

A pesar de los múltiples tratamientos como la cirugía, la quimioterapia y la radiación; solo el 15% de los casos logra sobrepasar los 5 años de vida una vez que el cáncer ha comenzado a consumir los pulmones. Pero incluso las terapias pueden afectar la calidad de vida debido a los efectos secundarios causados a corto y largo plazo. [2]

Fumar no solo aumenta el riesgo de cáncer pulmonar, otras enfermedades pueden ser causadas por los componentes tóxicos en el humo del cigarrillo: [3]

1. Los alquitranes (benzopirenos y nitrosaminas) son responsables del 30 % de todos los tipos de cáncer (vejiga, riñón, páncreas, estómago, etc.), y del 90% del cáncer de pulmón.

2. El monóxido de carbono , es el causante de más del 15% de las enfermedades cardiovasculares y cerebrovasculares.

3.La nicotina , produce una adicción similar al de otras drogas como la heroína o cocaína.

Los fumadores pasivos tienen un factor de riesgo similar al de los fumadores frecuentes para contraer estas enfermedades, por lo que debe evitar en lo posible fumar o estar cerca del humo del cigarrillo.

Dejar de fumar provoca una disminución gradual del riesgo de cáncer pero beneficios inmediatos a la salud. Después de 10-15 años de haber dejado los cigarrillos, los ex-fumadores presentan el mismo riesgo para contraer cáncer al pulmón que aquellas personas que no han fumado nunca. [4]

A pesar de los múltiples tratamientos como la cirugía, la quimioterapia y la radiación; solo el 15% de los casos logra sobrepasar los 5 años de vida una vez que el cáncer ha comenzado a consumir los pulmones. Pero incluso las terapias pueden afectar la calidad de vida debido a los efectos secundarios causados a corto y largo plazo. [2]

Fumar no solo aumenta el riesgo de cáncer pulmonar, otras enfermedades pueden ser causadas por los componentes tóxicos en el humo del cigarrillo: [3]

1. Los alquitranes (benzopirenos y nitrosaminas) son responsables del 30 % de todos los tipos de cáncer (vejiga, riñón, páncreas, estómago, etc.), y del 90% del cáncer de pulmón.

2. El monóxido de carbono, es el causante de más del 15% de las enfermedades cardiovasculares y cerebrovasculares.

3. La nicotina, produce una adicción similar al de otras drogas como la heroína o cocaína.

Los fumadores pasivos tienen un factor de riesgo similar al de los fumadores frecuentes para contraer estas enfermedades, por lo que debe evitar en lo posible fumar o estar cerca del humo del cigarrillo.

Dejar de fumar provoca una disminución gradual del riesgo de cáncer pero beneficios inmediatos a la salud. Después de 10-15 años de haber dejado los cigarrillos, los ex-fumadores presentan el mismo riesgo para contraer cáncer al pulmón que aquellas personas que no han fumado nunca.

Deja un comentario